Cine

Kiarostami: Copie conforme (Copia certificada, 2010)

Juliette Binoche en Copie Conforme (Kiarostami, 2010)

En el libro X de República Platón descalifica a la poesía por ser copia de una copia. El argumento, bastante grosero, es más o menos así: existe, en primer lugar, la Idea de cama. Al carpintero le corresponde la técnica para copiarla. Por último, llega el poeta con bellos colores pero sin ningún conocimiento real para pintar la copia que el carpintero ha hecho de la Idea. ¿Sabe el artista cómo hacer una cama, cómo es verdaderamente una cama? La respuesta es no. Pero el problema grave es que la ignorancia del poeta no se limita a las camas sino que se extiende a todas las ramas del saber: la política, la guerra, lo sagrado… Así que, se pregunta Platón, ¿para qué queremos poetas en la ciudad ideal?

En su última película Kiarostami pone en escena, para desautorizarlo, el argumento malintencionado de Platón. En Copie conforme los protagonistas interpretan que interpretan una supuesta vida real. Kiarostami muestra al cine tal cual describe Platón a la poesía: copia de la copia de un original. Sin embargo sus conclusiones son opuestas a las del autor de República. En Copie conforme no existe un original que de sentido a las copias, una vida ideal que sirva de modelo a nuestras borrosas interpretaciones. El arte no reside en el original sino en la mirada del espectador. Por eso el protagonista insiste en salir de la tienda de antigüedades y los museos, donde el valor reside exclusivamente en la obsesión por la autenticidad del objeto.  Sal afuera y disfruta, dice Kiarostami, de la hermosa figura de los cipreses en una mañana soleada, y da gracias por esta vida prestada que, antes o después, tendrás que devolver.

Fotograma de Copie Conforme (Kiarostami, 2010)

Por último, es obligatorio ver la película en versión original con subtítulos. En caso contrario no se podrá percibir ni la lógica de la argumentación ni el artificio metalingüístico.

Ficha técnica

  1. Título original: Copie conforme (Roonevesht barabar asl ast)
  2. Año: 2010
  3. Duración: 106 min.
  4. País: Francia
  5. Director: Abbas Kiarostami
  6. Guión: Abbas Kiarostami
  7. Fotografía: Luca Bigazzi
  8. Intérpretes: Juliette Binoche, William Shimell, Jean-Claude Carrière, Agathe Natanson, Gianna Giachetti, Adrian Moore, Angelo Barbagallo, Andrea Laurenzi, Filippo Trojano
  9. Productora: Coproducción Francia-Italia-Irán; MK2 Productions / BiBi Film / Abbas Kiarostami Productions
  10. Premios: Cannes: Mejor actriz (Juliette Binoche) y Seminci: Espiga de Oro (ex-aequo)

Categorías:Cine, Cine y Filosofía

Tagged as: ,

7 replies »

  1. Hace tiempo que pienso en el cine de Kiarostami, desde que lo conocí gracias a usted. Creo que Fernando Trueba lo describe perfectamente al hablar de una escena de Y la vida continúa (1991); en ella un niño pide a su padre que pare el coche durante su viaje, pues tiene ganas de orinar; y se va lejos por ese miedo que tenemos de niños a que nos vean la “pilila”¨. Se encuentra en una llanura de hierbas salvajes y al acabar de vaciar la vejiga, tras un árbol, creo recordar, el niño ve un saltamontes y se entretiene intentando darle caza. “Este tipo ha filmado la realidad. Lo cotidiano”, dice Trueba. Kiarostami habla en metáfora, en sus películas el horizonte bien podría ser una pértiga en la que apoyarse para huir, y el saltamontes ese un pobre hombre que intenta huir del terremoto, una fuerza aleatoria que quiere engullirlo. Sabemos que los que hablan con imágenes recurren, como los escritores, a metáforas. Y este Kiarostami es un mago del uso de las imágenes y de lo que inferimos de ellas por nuestros sentidos. Al ser todo subjetivo, resulta un latazo para algunos, como lo es un verso de Garcilaso para alguien que no sea capaz de sentir. En El viento nos llevará (1999), el fotógrafo, sumido en sus pensamientos, olvida la cámara continuamente. Su instrumento para retratar la realidad…, abandonado porque las ideas le tienen en vilo toda la sal de la mollera. En esta, que usted comenta, sólo añadir a su estupendo análisis, que el ciprés en el árbol de los cementerios. Recordamos La sombra del ciprés es alargada, de Miguel Delibes, sí, ese sentimiento de estar aquí de prestado. Pero los cipreses son altaneros y bellos, veámoslos así.
    Lo del doblaje es un mal trabajo, vaya.

    • Hola Ente, lo que más me sorprende de Kiarostami es cómo se juntan en su cine la simplicidad máxima (la historia del niño y el saltamontes, por ejemplo) con la complejidad narrativa, sus juegos metaligüísticos, su capacidad para continuar con la ficción una vez desmontados los mecanismos que la hacen funcionar.

      Un saludo.

  2. Sí que es verdad. Anoche soñé que leía dos libros de Kiarostami, uno después de otro. Creo que la sensación después de ver sus películas es la de haber leído un libro lleno de lo que usted llama “juegos metalingüísticos”; y, como esto no se da en el cine actual, lo simplifiqué diciéndome a mí mismo: no es posible, es que has leído varios libros de un autor llamado Kiarostami.
    Lo único malo de atreverse a comentar en su página una película, o cualquier asunto, es que usted ya le ha sacado el jugo a lo más importante con una precisión envidiable, no nos deja nada… Lo bueno es que siempre descubro cosas que yo no podía ver. Me ha gustado mucho el comentario sobre la épica de Homero, pero ¿qué la hace bella? ¿yo? ¿el yo moderno?
    ¡Cuánto me gusta esta página! Me gustaría ser un dígito electrónico para vivir siempre en ella.

    • Hola Ente, el sueño sobre Kiarostami me parece muy ilustrativo.

      Te cuento una de mis obsesiones. Tengo una edición bilingüe de la Ilíada editada por la UNAM. Cada día que tengo fuerzas copio y memorizo un verso en griego. Me siento como los personajes-libro de Farenheit 451. Sospecho que nuestras sociedades de control no son muy diferentes de la que muestra Truffaut. Homero y Platón son mi forma de resistir. Es belleza, pero también política, en el buen sentido de la palabra.

      P.D.: Gracias por el elogio.

  3. Tal vez, y sólo tal vez, la naturaleza se apoye, usando la genética o lo que sea, en maestros como usted, para que, resistiendo, contracorriente, padeciendo los sinsabores de la vida…, nos ayuden a otros que necesitamos aprender, porque queremos conocer y que nos muestre la luz alguien que lleva la manzana del paraíso, con paciencia y tolerancia ¡incluso nos deja morderla! Es usted un ser extraordinario, y le daré ánimos cada vez que tenga ocasión. Esta gran enciclopedia que es Internet tiene unos cuantos Atlas sosteniéndola; uno de ellos es usted. He conocido varias personas que nunca han participado en la página Aula de filosofía que le admiran tanto o más que yo; algo tendrá el agua cuando la bendicen. Ah, no necesita responder.

  4. Aunque estemos encerrados en una realidad de sociedades que nos controlan, tipo novela de Ray Bradbury, y yo abomine de este sistema económico, me queda la pequeña libertad que es poder leer a Schopenhauer (que no tenía ni una traducción en España, sus libros se traían de Méjico hasta hace poco) y poder dar un beso a una persona en un parque, sin que me multen. Pero viendo como Italia rechaza cientos de miles de emigrantes de países donde se pasa hambre; y así en todos los países se levantan barreras y se desprecia a los demás ciudadanos de este mundo…, entonces, la libertad de la que hablo se va haciendo pequeñita, tan diminuta, que para disfrutarla tengo que quedarme en el cuarto prestado de una casa que no es mía.

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s