Reflexiones sobre las torturas de Abu-Ghraib

Torturas en Abu Ghraib

Las imágenes de las torturas de Abu-Ghraib, la cárcel de Sadam que el ejército estadounidense hizo suya al momento de la toma de Bagdad, deben ser recordadas no como la juerga padre que se montaron dos militares sádicos y tarados, sino como un procedimiento estudiado y habitual utilizado con el fin de destruir lo más profundo del ser humano: su dignidad. La versión oficial busca persuadirnos de que fue un error puntual de un grupo de soldados cegados por la sangre y el odio: se condenó a penas de prisión a los verdugos pero el oficial al mando de la cárcel, Steven Jordan, fue absuelto.

Es necesario repetirlo: No se trata del mal natural que aflora cuando unos niños rocían de gasolina un hormiguero y le prenden fuego o meten un gato en una bolsa y lo tiran al mar, a ver qué pasa. No es lo mismo.

La vida consiste en el delicado equilibrio entre el orden y el caos. El orden se manifiesta en la belleza y el caos en el azar o la muerte. Están ahí y toca aceptarlos porque así es como son las cosas. Pero el horror planificado y ejecutado dentro de la cárcel de Abu-Ghraib recuerda más al horror nazi. En estos casos el mal adopta el rostro monstruoso del orden, elevado a la máxima potencia gracias al poder de la razón y la tecnología. El hombre se manifiesta así como la más perversa de las creaciones de la Naturaleza.

Nadie nace convertido en un canalla capaz de hacer lo que se hizo en Abu-Ghraib o lo que probablemente se haga en Guantánamo. Eso es algo que se estudia, se entrena. Requiere conocimientos de psicología, antropología, medicina, historia y una verdadera disciplina militar.

La desvergüenza de Occidente no conoce límites. Vendemos democracia y libertad pero lo que realmente ocurre aparece en estas fotos infames. Hablan por sí solas.

Para terminar, Wikileaks ha destapado que las torturas, tal y como se sugiere en este artículo, fueron sistemáticas.

4 replies »

  1. Así son de malditos los gringos cuando tienen el poder, luego nos hablan de terroristas musulmanes
    A lo largo de la historia, los anglosajones (arios, europeos o como ellos mismos se autodenominan) han sido de los pueblos más crueles del planeta y quieren que nosotros, los del “tercer mundo” como nos llaman, nos solidaricemos con ellos…Yo sólo les puedo decir Yanquis go home! . Mejor lo dejo ahí…

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s